Raíz de coral/Coral esponja

¿Qué es la raíz de coral?

La raíz de coral es una piedra semipreciosa que pertenece al grupo de los corales blandos (Melithaea ocracea), por lo que es de origen orgánico. Este coral posee un intenso color rojo anaranjado, aunque también pueden encontrase en tonos azulado, verde y  gris. De forma perceptible se puede notar a lo largo de su superficie ciertas rayas o teñido de amarillo . Es de apariencia esponjosa, suave y presenta una dureza de un 3,5 en la escala de dureza de Mohs.

Origen de su nombre

La etimología del nombre de este coral proviene del latín Corallium significa “hija del mar” y ésta del griego, Korallion “guijarro o pequeña piedra” y su nombre científico es Agaricia agaricites.

Composición Química

Es una piedra de origen orgánico, por lo que no es un mineral sino mas bien un exoesqueletos de zoofitos marinos, que se agrupan cuando están en vida y al morir forman las ramificaciones. Su composición química es: CaCO3, lo cual indica la presencia de Carbonato Cálcico.

¿Dónde se puede encontrar?

Este coral se puede localizar formadose generalmente en los sustratos duros arrecifales. Este coral posee una estructura de árbol la cual está llena de agujeros o poros. Estos poros son los responsables de darle la apariencia esponjosa a este coral.

En su proceso de formación este coral produce diminutas partículas duras las cuales se fusionan para producir un esqueleto duro de aragonito. Se puede encontrar en el mar del sur de China, Taiwan y se extiende hacia el sur hasta Indonesia.

Propiedades

Este coral es muy utilizado por las propiedades que se le han atribuido. Se cree que al venir de las profundidades del mar, éste coral esta cargado de las más refrescantes y positivas energías. Algunos creen que aporta tranquilidad y paz. Es utilizada especialmente en situaciones donde las emociones se ven sometidas a cierta tensión para lograr la calma y estabilidad.  Se estila usarla también como amuleto de la suerte.

Raíz de coral en la antigüedad

En la antigüedad se utilizaban collares de raíz de coral porque se creía que eso ayudaba a fluir mejor la sangre por el cuerpo.

También se utilizaba para defenderse de enemigos y malas influencias, entre sus propiedades. Los antiguos fabricaban accesorios o elementos que tuvieran este coral para alejar las envidias y egoísmo de los demás.

El coral ya era usado en la Edad Media para proteger al portador contra el mal de ojo. En el siglo XVIII el Rey de Nápoles, Fernando I, llevaba entre sus ropas un amuleto de coral. Cuando estaba frente a alguien que le hiciera sospechar que era portador de malas intenciones, sacaba el amuleto de coral y se lo ponía en la cara, anulando así la fuerza de esa mirada.

Usos en la actualidad

Es un coral que por sus características le hacen tener una apariencia muy vistosa. Ademas de esto es un coral muy resistente en comparación con el resto de su familia. Por lo que esto ha permitido que se utilice a nivel de joyería. Mucho son lo accesorios que se pueden fabricar con este coral, pulseras, colgantes, pendientes, anillos entre otros. También se destaca en el área de la meditación.

Rate this post

Compartir esto

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *